RECOMENDACIONES DE SEGURIDAD

Nos interesa su seguridad por tal razón, durante su visita, le recomendamos seguir algunas medidas que le ayudarán a evitar riesgos.

No tome vehículos desconocidos o sin autorización. 

Tenga en cuenta que tomar taxis en la calle no es lo más recomendable, sugerimos usar siempre los vehículos del servicio especial del hotel o solicitarlos a través de aplicaciones como Easy Taxi. 

Los taxis usan un “taxímetro” que es un medidor de distancia/tiempo. El valor correcto del servicio lo encontrarán en la tabla de tarifas que el vehículo deberá tener a la vista, de no ser así por favor solicítela. 

En Bogotá existen tres sobrecargos a las tarifas de los taxis. Uno, aplica para los viajes hacia y desde el aeropuerto, el segundo corresponde al recargo nocturno que va desde las 20:00 (8:00 p.m.) hasta las 5:00 a.m. y el tercero dominical.

No reciba alimentos, bebidas, ni objetos a personas desconocidas.

Infórmese siempre sobre la zona a dónde se dirige.

Procure no caminar por lugares solitarios, poco iluminados o terrenos baldíos como lotes o callejones, especialmente en altas horas de la noche.

No descuide sus objetos personales; por su seguridad permanezca atento a sus objetos personales y evite al máximo que se le acerquen a pedirle indicaciones en la calle.

Evite el uso del teléfono celular en la calle.

No use joyas o accesorios que llamen la atención.

Porte únicamente el dinero necesario.

No cambie dinero en la calle ni con particulares; se recomienda acudir a las casas de cambio o el pago con tarjetas.

Lleve consigo fotocopia de los documentos de identificación, no cargue los originales; no es necesario que porte la versión original de su pasaporte, en la recepción del hotel puede solicitar que le faciliten una copia para identificarse en la calle y evitar pérdidas.

Si tiene alguna consulta diríjase a la estación de Policía más cercana o a un oficial debidamente uniformado e identificado. La policía de Colombia siempre debe portar el uniforme y las placas que lo identifican como tal, no acepte requerimientos de personal que no se encuentre debidamente uniformado.

Absténgase de asistir, directamente o a través de terceros, a establecimientos o lugares donde se practique la explotación y la pornografía sexual.

No reciba, en el lugar donde se encuentra hospedado, la visita de mujeres o niños para contratar servicios con fines de explotación sexual.

No busque, utilice o promueva prácticas de turismo sexual con menores de edad. Si usted es testigo de alguna situación donde se evidencie esta situación, denúncielo ante las autoridades competentes; ese es un delito penalizado por la Ley.

Si en algún momento es abordado por personas que se identifican como autoridad de policía sin el uniforme e identificación establecida, evite entregarles su dinero u objetos personales y comuníquese de inmediato con la Policía Nacional al número único de emergencia 123.

Lo invitamos a poner en práctica las anteriores recomendaciones con el fin de preservar su seguridad y evitar consecuencias negativas como son los hurtos.